Aprovecha el tiempo al máximo

Hoy en día es muy fácil distraernos, ya sea porque recibimos una llamada, una notificación de Facebook, un correo electrónico, un mensaje de texto, o una notificación de que hay una nueva versión de Angry Brids. Sin dudarlo ni un momento, dejamos lo que estamos haciendo para leer algo que seguramente puede esperar.

Si estás estudiando,  o escribiendo, por ejemplo, puedes dejar el móvil apagado o en otra habitación. Si tienes que utilizar el ordenador, es muy tentador comprobar si tienes algún e-mail, o ir a twitter, Facebook, mirar vídeos de gatitos, leer noticias o simplemente navegar por internet. Tal vez no eres consciente de cuánto tiempo pasas realmente trabajando en tu proyecto y cuánto tiempo pasas distrayéndote. Yo pensaba que seguramente solo eran algunos minutos al día, media hora máximo, pero gracias a RescueTime me di cuenta de donde realmente se iba mi tiempo delante del ordenador, y desde entonces soy mucho más consciente de mi productividad. Ah, y no era media hora, sino más bien dos horas o más según el día, perdidas en distracciones.

Rescuetime

Captura de mi Rescuetime al principio

 

5 maneras de mejorar tu productividad

Una vez sepas qué haces con tu tiempo, si quieres mejorar tu productividad, te aconsejo los siguientes trucos que he utilizado y me han funcionado:

  1. Desconecta internet, o ve a algún sitio donde no haya Wi-Fi, para asegurarte de que no tendrás tentaciones. Si necesitas buscar cosas por internet, escríbelo para buscarlo más tarde.
  2. Utiliza programas como Freedom (PC o mac) o Self-control (mac) para solo poder acceder una serie de aplicaciones (por ejemplo Word o Excel), o para que no te deje acceder a páginas específicas. Para escribir, actualmente utilizo Ommwriter, que ocupa toda la pantalla para que solo esté yo y mis palabras.
  3. Técnica Pomodoro: Esta táctica consiste en pasar veinticinco minutos trabajando en algo y luego descansar cinco, y después de cuatro veces (cuatro “pomodoros”, que son dos horas), tomar un descanso de media hora. Hay un vídeo en Youtube con un contador (de los típicos de la cocina, que es el origen de esta técnica), pero personalmente el tic-tic no me deja concentrarme. Utilizo una aplicación en el móvil que se llama Clear Focus que no hace ruido, y bloquea todas las notificaciones. Simplemente pongo el móvil en un sitio donde lo vea, y ya que no me distraerá, no hay peligro.
  4. Trabaja con alguien. Si estás estudiando, escribiendo o trabajando en algún proyecto, puede ayudarte mucho el quedar con alguien que se encuentre en circunstancias similares. El hecho de que haya alguien haciendo algo parecido al lado es para mí una de las mayores técnicas para concentrarme. ¡Asegúrate de que no os distraéis el uno al otro!
  5. Escoge un lugar tranquilo donde trabajar, y si no, el momento más tranquilo del día. Si tienes un estudio donde poder trabajar sin que nadie te moleste, utilízalo y asegúrate de que nadie te interrumpa (cierra la puerta, y si es necesario, pon un papel que ponga “no molestar de tal a tal hora”). Si a pesar de tenerlo, puedes distraerte, o si no tienes un estudio, te recomiendo que trabajes pronto por la mañana o tarde por la noche, cuando los demás duerman. Si es mañana o noche depende de ti, haz pruebas para ver qué te funciona mejor. Para mí, escribir y estudiar por las mañanas se ha acabado por convertir en un ritual, y me gusta mucho trabajar mientras sale el sol y el piso está totalmente en silencio.
Rescuetime2

Captura de mi Rescuetime recientemente

 

Espero que pruebes estos consejos y que tu productividad mejore en los próximos días. Gracias a estas técnicas he conseguido escribir mucho más de lo que jamás hubiera imaginado, entre otras cosas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *